SOLEADO DÍA SIGUIENDO EL CURSO DEL AGUA EN ALPERA, EN LA VIII RUTA SENDERISTA QUE ORGANIZA LA DIPUTACIÓN.

Este evento recorrió la vega de Alpera, en la “Ruta de los Molinos de Agua”



Redacción: Ruiz | Ciudadhellin.com


Este domingo, día 20 de marzo, se celebró la octava de las rutas que la Diputación Provincial de Albacete organiza dentro de la III Edición de Rutas de Senderismo, que llegaba hasta Alcaraz, tras haber pasado ya por Higueruela, Villamalea, Almansa, Villalgordo del Júcar, Madrigueras, Chinchilla y Alcaraz.

La ruta, que se denominaba “Ruta de los Molinos de Agua de la vega de Alpera”, es un trazado circular que recorre distintos molinos de agua. Comenzaba en la gasolinera de Alpera y finalizaba en la Bodega Cooperativa Santa Cruz del municipio, con una dificultad técnica media-baja, un recorrido de 20 kilómetros y de unas cinco horas de duración.

Día soleado, a pesar de la niebla que nos encontramos por la autovía de camino a Alpera, tras el saludo de la alcaldesa del pueblo, Cesárea Arnedo, y de quien serian nuestros guías y organizadores de esta, miembros de la Asociación de Veredas y Caminos de Alpera, alrededor de las nueve de la mañana comenzamos la ruta senderista  atravesando el pueblo dirección noroeste, hacia la vega de Alpera.

A la salida del pueblo nos encontramos con pequeñas y fértiles huertas y al poco la acequia que alimenta a estas, que sería nuestra acompañante durante todo el recorrido.

Esta acequia, que recorre la vega de Alpera, se abastece con  el agua de los manantiales de la zona norte del término, y a su lado se fueron instalando hasta doce molinos; algunos de estos, estuvieron moliendo hasta hace una década.

El primero que nos encontramos es el Molino La Villa, un molino en buen estado, particular aunque en desuso, con un precioso palomar en el centro de la construcción.

Continuamos por un camino llano y en muy buen estado hasta el siguiente Molino, antes de llegar nos llama la atención un gran cerro que sobresale por encima de este, son los restos de un antiguo castillo, el de San Gregorio, que también da nombre al molino que tiene a sus pies, hoy propiedad de la Diputación Provincial, y no en muy buen estado, y con un precioso entorno.

Seguimos acequia arriba hasta llegar a un complejo turístico con casas rurales y con unas instalaciones impecables, el antiguo Molino de La Máquina, primero molino harinero y luego eléctrico, hoy es un establecimiento con cafetería, bodega, habitaciones y hasta un tablado, en la buhardilla de la vivienda. En él se pueden ver las máquinas e instalaciones que a buen seguro con los ajustes pertinentes harían mover de nuevo las ruedas de este molino. Pasamos también al interior del palomar que se conserva en muy buen estado e impresiona ver la cantidad de casillas que hay para la cría de estas aves.

Aquí también el Ayuntamiento tuvo a bien invitarnos a royo, unas roscas como de bollo riquísimas, bañadas como no podía ser de otra manera con el vino de la bodega del municipio.

Atravesamos la carretera por debajo y dejamos a nuestra izquierda el Molino Tobillos.

Desde aquí continuamos la marcha y nos adentramos en un pequeño bosque de carrascas, partido en dos por la acequia que, a ras del suelo, casi se desbordaba por la cantidad de agua cristalina que llevaba.

Llegamos así a nuestro siguiente Molino Casa Gil, este es particular y se encuentra en perfecto estado, la parte exterior que pudimos visitar gracias a la amabilidad del propietario. Es un auténtico paraíso.

El siguiente y último de nuestros molinos no ha corrido la misma suerte que el anterior, Molino Matorro está en la ruina más absoluta, se puede apreciar la rueda y lo que sería el salto de agua pero lleno de vegetación y con el resto de instalaciones por los suelos.

Muy cerca de aquí se encuentra la Fuente del Piojo, con una rica y fresca agua muy demandada por la gente del lugar incluso de pueblos vecinos.

Desde esta fuente comenzamos la vuelta a Alpera una vez visitado  este maravilloso patrimonio industrial se encuentra en diverso estado de conservación.

En la actualidad, este recorrido se comparte con la Jacobea Ruta de la Lana que atraviesa el término municipal de Alpera y nos mostrará numerosas señales de la misma.

Una vez en el municipio, visitamos la Bodega Cooperativa Santa Cruz, unas amplias y modernas instalaciones que dan riqueza al pueblo  y buen vino a todo el mundo.

Una ruta tranquila, que con el fantástico día de sol, ha hecho disfrutar a los 50 participantes de esta, gracias a la iniciativa de la Diputación Provincial de Albacete.

La siguiente ruta será el próximo sábado,  día 2 de abril, en Bienservida, denominada “Ruta hacia el Repetidor” de unos 13 kilómetros de distancia, una dificultad técnica media-baja, con salida a las 9:00 horas desde el Centro de Día del municipio.

Las opiniones vertidas en los artículos son escritas por sus autores y no necesariamente reflejan la opinión de ciudadhellin.com. Se han tomado todas las precauciones razonables para producir información veraz en esta web. Ciudadhellin.com no se responsabiliza por las pérdidas o daños sufridos por alguna persona como consecuencia del uso de las informaciones que aparecen publicadas. Si observa algún error, o quiere mostrar alguna duda, o proponer alguna sugerencia, póngase en contacto a través de nuestros formularios.