19 MUJERES YA SE FORMAN EN HIGUERUELA DENTRO DEL ITINERARIO DE ‘ATENCIÓN SOCIOSANITARIA A PERSONAS DEPENDIENTES EN INSTITUCIONES SOCIALES’ DEL ‘DIPUALBA PROTEGE’ IMPULSADO POR LA DIPUTACIÓN DE ALBACETE

El programa ‘Dipualba Protege’ continúa su implantación por la provincia de Albacete recalando en Higueruela, donde ha dado comienzo un nuevo itinerario formativo en cuya inauguración ha participado el vicepresidente responsable del área económica en la Diputación de Albacete, Fran Valera, junto a la alcaldesa de la localidad, Isabel Martínez Arnedo.



En esta ocasión, se trata de un ciclo de Atención Sociosanitaria a Personas Dependientes en Instituciones Sociales que permitirá la obtención del pertinente Certificado de Profesionalidad a sus 19 participantes (todas ellas, mujeres) procedentes de Higueruela (7), de Almansa (3), de Casas de Juan Núñez (3), de Montealegre del Castillo (1), de Chinchilla de Montearagón (1), de Albacete (1), de Alpera (1) y Bonete (1).

El curso completará 571 horas de formación: 100 en materia de apoyo en la organización de intervenciones en el ámbito institucional; 70 sobre intervención en la atención higiénico-sanitaria; 70 abordando la intervención en la atención sociosanitaria; 130 en torno a apoyo psicosocial, atención relacional y comunicativa; 80 horas de prácticas profesionales no laborales; 15 de formación en tecnologías de la información y la comunicación; otras 15 en inglés; 6 en materia de igualdad de oportunidades; 6 en desarrollo sostenible; 12 de apoyo a la inserción; 12 sobre búsqueda de empleo; 15 sobre fomento del emprendimiento y autoempleo; 12 de prevención de riesgos laborales; 12 de habilidades y 10 de tutorías.

Valera ha animado a los y las participantes a aprovechar al máximo su participación en este itinerario formativo. “Para la Diputación de Albacete es un orgullo poder seros útil poniendo a vuestra disposición este mecanismo en el que venimos depositando mucho trabajo y muchas ilusiones que, ojalá, se os traduzcan cuanto antes en un puesto de trabajo cualificado”, les ha deseado.

Además, ha puesto en valor el paso adelante que han dado, siendo conscientes de lo importante que es contar con formación especializada a la hora de acceder a un mercado laboral que es cada vez más competitivo y en el que la preparación es determinante, tal y como se viene insistiendo desde la Diputación a través de esta iniciativa que, además, busca apoyar la contratación de personas más vulnerables y fomentar el emprendimiento en sectores económicos que son clave para el desarrollo de las zonas rurales de la provincia.

Por otra parte, ha agradecido a la alcaldesa de Higueruela todas las facilidades que se han puesto desde el Ayuntamiento de la localidad a la hora de hacer posible que este itinerario formativo se pueda desarrollar en las mejores condiciones para sus participantes (alumnado y docentes) durante los próximos meses, sumando en valor añadido de forma determinante a la iniciativa.

Formación arraigada a las potencialidades de cada comarca para más de 1.500 personas a lo largo y ancho de la provincia

‘Dipualba Protege’ es un programa que la Diputación de Albacete viene impulsando por todas las comarcas de la provincia de la mano del Fondo Social Europeo y que, con una inversión cercana a los 10 millones de euros, se destina a poner en marcha distintos itinerarios de formación, tanto de competencias clave como de otras muchas actividades muy vinculadas a las necesidades profesionales detectadas en cada zona con respecto a sus potencialidades.

A su conclusión, los distintos itinerario que conforman la iniciativa habrán llegado a más de 1.500 participantes en el conjunto de la provincia, especialmente, a personas que se encuentran en situación de vulnerabilidad o en riesgo de exclusión social y que precisan de herramientas formativas con las que mejorar su empleabilidad.

En plena sintonía con los ODS de la Agenda 2030 que marcha la ‘hoja de ruta’ del equipo de Gobierno de la Diputación de Albacete, las políticas de empleo que se vienen poniendo en marcha desde la institución se sustentan en el desarrollo rural, el principio de sostenibilidad y la discriminación positiva para paliar las desigualdades entre los municipios y las personas.

Todo, con el gran reto de contribuir a evitar que la gente abandone los pueblos por falta de oportunidades (formativas y laborales), poniendo en marcha iniciativas como este ambicioso programa que promuevan el mantenimiento del tejido productivo local y la generación de empleo en entornos rurales.