CABAÑERO SUPERVISA EL FIN DE LAS OBRAS DE SELLADO DEL VERTEDERO DEL CTRU DE HELLÍN, QUE AFIANZAN EL COMPROMISO DEL CONSORCIO PROVINCIAL DE MEDIO AMBIENTE CON LA LUCHA FRENTE AL CAMBIO CLIMÁTICO

Las obras de sellado y recuperación ambiental del vertedero anexo a las instalaciones del Centro de Tratamiento de Residuos Urbanos (CTRU) de Hellín tocan a su fin tras unos ocho meses de trabajo, traduciéndose en grandes avances en materia de compromiso con el entorno que ha podido comprobar, en primera persona, el presidente de la Diputación Provincial.



Redacción: Ruiz | Ciudadhellin.com


Santi Cabañero ha visitado las instalaciones acompañado de la vicepresidenta encargada del área Medioambiental en la institución (Amparo Torres), de la diputada provincial de SAC (Fabiola Jiménez) y del alcalde de Hellín (Ramón García), pudiendo conocer todos los detalles de la actuación mediante las puntuales explicaciones, tanto del responsable técnico del Consorcio (Rafael Martínez), como de representantes de la empresa pública TRAGSA encargada de los trabajos.

Presupuestadas finalmente en 1.859.098,77 €, estas obras (que no han contado con ningún tipo de subvención) han sido financiadas íntegramente con fondos propios del Consorcio Provincial de Medio Ambiente, dependiente de la Diputación de Albacete, y sin repercusión económica alguna para los municipios que conforman la AGES II, tal y como ha explicado el presidente de la institución provincial.
Una actuación que conlleva «importantes avances medioambientales»

Santi Cabañero ha resaltado los avances que esta actuación supone en materia medioambiental y que van desde la eliminación del riesgo de contaminación de aguas que puede llegar a cauce público (en el río Mundo), a la regeneración ambiental postclausura (mediante hidrosiembra y plantación de aromáticas), pasando por la integración paisajística en el entorno, la valorización de tierras de cobertura y sellado procedentes del Polígono Industrial de Hellín, o el uso de material bioestabilizado procedente del CTRU de Albacete.

Junto a ello, los trabajos han permitido el uso de geomallas (para la regeneración de los taludes) y de láminas de impermeabilización; la captura y reconducción de las aguas pluviales; y la instalación de una red para la extracción del escaso gas que aún produce el vertedero (y que se elimina mediante su combustión en una antorcha instalada al afecto).

Tal y como ha explicado el presidente de la Diputación, con la materialización definitiva de estas obras de clausura y sellado del vertedero de Hellín, “el Consorcio de Medio Ambiente y, a través de él, la propia Casa Provincial, suma hechos a su compromiso con la lucha frente al Cambio Climático” ya que, por una parte, se evitará una emisión aproximada de 37.400 Tn de CO2 a la atmósfera y, por otra, también se reducirán las emisiones de metano (parte fundamental del biogás que se genera por la fermentación anaeróbica de la materia orgánica).

El metano que se produce en los vertederos (si no existe aprovechamiento energético del biogás) supone el 12% de las emisiones mundiales y la cantidad de residuos que se produce actualmente en el mundo, podría duplicarse para el 2025 si no se ponen en marcha medidas urgentes de reducción drástica tanto en la generación de residuos como en los hábitos de consumo, tendiendo a fórmulas responsables que destierren la cultura del ‘usar y tirar’.

Además, con esta actuación se cumple lo establecido en el RD 1481/2001 (que regula la eliminación de residuos mediante depósito en vertedero) y las directrices emanadas desde la Dirección General de Calidad e Impacto Ambiental de la Consejería de Desarrollo Sostenible de Castilla-La Mancha.
Actuación comprometida con la economía local y con la Agenda 2030

Tal y como han explicado los responsables técnicos de las mismas, las obras que han permitido culminar esta clausura y sellado del vertedero de Hellín comenzaron a principios de noviembre del pasado 2019 y se han desarrollado “a buen ritmo”, teniendo en cuenta la paralización durante 14 días naturales (del 1 al 15 de abril del presente ejercicio) establecida en los RD de medidas urgentes par hacer frente al COVID-19 durante el Estado de Alarma en nuestro país.

Santi Cabañero también ha explicado que para la realización de los distintos trabajos, se han llevado a cabo diversas subcontrataciones de empresas especializadas (por ejemplo, en la colocación de la lámina y el geotextil) y ha subrayado que “se ha contado con pequeños autónomos de la zona con el fin de contribuir a fomentar la economía local”, habiendo sido el empleo medio de trabajadores en la obra de 20 personas.

Con esta importante actuación, la Diputación de Albacete, mediante el Consorcio Provincial de Medio Ambiente, continúa avanzando con medidas concretas en su compromiso con la Agenda 2030 mediante medidas concretas agrupadas en distintos Objetivos de desarrollo Sostenible. Por ejemplo, el numero 6 (‘Agua limpia y saneamiento’) y, concretamente, su meta 6.3 (enfocada en ‘Mejorar la calidad del agua, reduciendo la contaminación y aguas residuales’); el número 9 (‘Industria, innovación e infraestructuras), a través de varias metas, tales como la 9.4 (orientada a la ‘Modernización de la infraestructura y la tecnología limpia’), la 9.a (de ‘Apoyo a infraestructuras sostenibles y resilientes’); el número 11 (‘Ciudades y Comunidades Sostenibles’) en sus metas 11.6 (basada en la ‘Reducción del impacto ambiental en las ciudades’); y el número 13 (‘Acción por el clima’).
Dos décadas de historia

El Centro de Tratamiento de Residuos Urbanos de Hellín, ubicado en el Paraje ‘Collado de la Peña’ del municipio, concluyó su actividad en agosto de 2014. Este vertedero ya clausurado y sellado se localizaba junto a dicho CTRU (que comenzó a construirse en 1999 y se concluyó a finales del año 2000, entrando en funcionamiento en enero de 2001).

La vida útil del vaso de vertido (según el proyecto original de esta infraestructura clausurada y sellada), era de 15 años, explotado mediante el sistema de balas de alta densidad de 1 tn/m3 de densidad. La superficie total del vertedero en la base del vaso era de 22.706,33 m2 (teniendo en cuenta la superficie ocupada por la primera celda sellada) y de 39.069,60 m2 en la coronación del vaso de vertido.

La cantidad total media de residuos tratada anualmente en el Centro de Tratamiento ha sido de 49.098,23 Tn. Al final de su vida útil, el volumen de rechazos (producto del tratamiento de los residuos urbanos de la AGES II que habían sido introducidos en el vaso de vertido) era de 541.244 m³.

Las opiniones vertidas en los artículos son escritas por sus autores y no necesariamente reflejan la opinión de ciudadhellin.com. Se han tomado todas las precauciones razonables para producir información veraz en esta web. Ciudadhellin.com no se responsabiliza por las pérdidas o daños sufridos por alguna persona como consecuencia del uso de las informaciones que aparecen publicadas. Si observa algún error, o quiere mostrar alguna duda, o proponer alguna sugerencia, póngase en contacto a través de nuestros formularios.